Se termina febrero

Sería un error comenzar esta entrada sin agradecer a todas las personas que día a día me motivan a seguir escribiendo las anécdotas de este país, cada visita es una palmadita en la espalda que me dice: “aquí seguimos, vamos juntos en este viaje” Hasta ahora en 2 meses han sido 4,624 palmaditas. También están las palmadotas y abrazos estoy hablando de los mensajes, esos han sido 163, no hay mayor placer que revisar por la mañana todos los comentarios.

En tampoco tiempo creo que he escrito mucho, el servidor se empieza a llenar y este mes casi se agota la capacidad de visitas han sido 51 entradas y 448 fotos. Lo mejor es que no hemos llegado ni a la mitad, esto apenas comienza, pronto la nieve empezará a ceder y la primavera hará su debut, el clima se pondrá como semi-invernal en el D.F. que alegría.

[singlepic id=486 w=320 h=240 mode=web20 float=right]

Como pez en el agua, hay un momento en los viajes largos en el que te empiezas a sentir cómodo, yo no lo había notado pero me empezó a suceder antes de la salida a Lapland es una sensación de tener nuevamente todo bajo control, aunque no entiendas nada de finlandes te das cuenta que la mejor lectura de la ciudad no está en los anuncios sino en sus calles, edificios, espacios y gente. 

México, por supuesto que se extraña, solo pude llevarme unas cuantas cosas de mi país, una lata de chiles, mi bandera y un poco de Tequila, algo más llegó por Fedex hace unas semanas, el resto me lo lleve en la mente y corazón en forma de ideas, recuerdos, valores, costumbres y sentimientos. Si tengo que hablar de mi país trato de quitarme el nacionalismo, poner los pies en la tierra y decir lo bueno y malo de mexicalpan de las tunas así cada día aprendo un poco más de mi país, de quién soy y porque. 

Ha sido un viaje maravilloso, que me ha llevado a los límites de la Tierra a paraísos de nieve salidos de las películas de ciencia ficción, a probar y experimentar con situaciones radicalmente distintas a las que estaba acostumbrado, me ha llevado muy cerca de mis propios límites, que por suerte aún tengo que seguir explorando. El mundo ya no se ve tan grande. 

Con marzo, vendrán nuevas aventuras, nuevos países por conocer y nuevas tareas que hacer, conoceré un poco más de este grandioso país, a donde me llevarán mis piernitas no lo sé, por mientras no muy lejos, ayer en una cascarita de fut un español medio tronco me cayó en el tobillo, hoy tuve que ir al Hospital la buena noticia es que no esta quebrado, así que solo es cuestión de tiempo para recorrer el mundo a la misma velocidad. Por ahora solo iré un poco más lento. 

Saludos y Gracias

Bandas Finlandesas

Alguna vez te preguntaste ¿De donde son estas bandas? Pues si son de Finlandia, en el tren de regreso a Helsinki las chicas me ayudaron con una pequeña lista.

  • Nightwish
  • Sonata Arctica
  • HIM
  • Apocalyptica 
  • Stratovarius 
  • The Rasmus
  • Darude (¿se acuerdan de la canción de Sandstorm?)
  • Sunrise Avenue 
  • Poets of the Fall

Interesante, para un país tan pequeño si saben rockear.
[ad#ad]

Lapland: Invierno al extremo

 

img_4803.jpg

Empecemos que como siempre hay mucho que contarles.

Partimos por la noche del jueves en el Santa Claus Express, un tren que se va “puebleando” por todo Finlandia y  que demora cerca de 12 horas en recorrer 800 kilómetros. Las cabinas eran triples y viajé con las mexicanas aunque como se imaginarán se duerme poco pues siempre hay algo que hacer, algún juego de cartas eslovaco, una platica acerca de Hong Kong o simplemente tomar muchas fotos.

La llegada a Rovaniemi fue sombría como todo el viaje, es fácil comprender porque la mayoría de los finlandeses viven en el extremo sur, si pudieran se brincaban el mar para poblar Estonia. Es una ciudad tan nevada que las personas pueden esquiar sobre las banquetas, las bicicletas usan llantas con picos y el sol está tan lejos que solo se ve como un disco luminoso a través de las nubes, fácil de confundir con la Luna. El viento hace que la nieve se disperse como si se tratase de arena, creando dunas en cada rincón de la ciudad.

La estadía en Rovaniemi fue corta apenas lo suficiente para correr a comprar algo de comida, pues en el paquete solo se incluía desayuno y el “dinner” (la cena) entonces como a eso de las 2 o 3 de la tarde te da hambrita, así que fui a comprar 11 euros de comida, entre los que incluí unas salchichas para asarlas en la leña, un clásico finlandés. Después recorrimos hora y media en autobús hasta Korvala donde nos hospedamos un unas cabañitas que solo tienen 100 años de antigüedad, en el camino casi atropellamos a unos renos que se cruzaron cual chilango en el periférico.

Korvala

El lugar tiene 11 cabañas alrededor de un lago que por supuesto ahorita esta congelado, un bosque enorme de pinos con pequeños senderos para llegar a otros albergues, hubo un tiempo en que el gobierno ordenó construir cabañas cada 10 kilómetros para poblar el país, así que los viejos senderos aún permanecen, durante las caminatas en el bosque siempre encontramos señalamientos. La nieve lo cubría todo, y caminar fuera de los senderos fue un verdadero reto pues la nieve te llega arriba de las rodillas. Los Husky’s Siberianos tienen sus jaulas en la parte posterior de las cabañas y se la pasan aullando durante las noches, lo que al principio me inquietó un poco pues no sabes si es un perrito o un lobo.

Las actividades empezaron tan pronto llegamos, lo primero fue el trineo de renos, estaba Rodolfo (el de la nariz roja), dasher y prancer. Los renos son unas bestias enormes que pueden ir bastante rápido y llevar una gran carga. El paseo fue muy corto como de 2 minutos, que la verdad valió la pena solo por la velocidad, es como la montaña rusa de la antigüedad. Luego siguieron los perritos, Husky’s Siberianos que están increíbles, son pequeños, ágiles, fuertes y tienen un aire muy similar a los lobos, supuestamente pueden vivir a -50 grados sin problemas. El paseo también duro poco pero fue muy intenso, al principio les costo un poco de trabajo subir una pequeña colina tanto que se volteaban como para ver el tamaño del gordito que se había subido no era yo sino el holandés que venía conmigo, después de bajada los perritos volaron y entonces si empezó la diversión. Nada tarugos nos ofrecieron paseos extendidos de Husky’s y Renos por casi 40 euros al día siguiente, paseos con una duración de 30 minutos en el bosque.

Después de las actividades llego la hora de la cena en la cabaña principal, a la luz de las velas, cenamos en grande. El último día comimos la famosa carne de reno con puré de papas, un clásico de Lapland. La comida estaba muy buena y siempre había algo para todos los gustos así que le entré a todo.

El Sauna y el Agua Helada

Todas las noches el sauna estaba disponible, así como la heroica oportunidad de nadar en agua helada, la tradición finlandesa dicta estar en el sauna bien calientito y sudando para después refrescarse en algún lago cercano, es necesario abrir un agujero en la gruesa capa de hielo que cubre el lago para poderse echar un chapuzón. La idea es simple, la realización es temeraria y psicológicamente aterradora aunque una vez que lo logras la adrenalina te invade y te sientes como Superman.

Y así fue, las 3 noches probé el agua helada, tratando de prolongar un poco más el tiempo en el agua que la verdad solo pude tolerar unos 30 segundos. Sales corriendo del sauna y te enfrentas con unos -9 grados, inmediatamente una nube te cubre, es todo el calor de tu cuerpo que empieza a escaparse, llegas al agua y brincas, el agua te cubre hasta los tobillos y todo sigue bien, entonces te metes de lleno (sin meter la cara) y en 1 segundo tu cuerpo empieza a entumecerse, los músculos parecen contraerse de pronto y cuando tratas de salir el agua sobre tu cuerpo se congela de inmediato, la recomendación es llevar calcetines pues la escarcha se forma en cuestión de instantes sobre tus pies. Entras al sauna con hielito sobre los brazos y piernas, entonces viene la euforia. Durante las tres noches trate de fotografiar el acontecimiento, la primera no se pudo ya que cuando alguien sacaba la cámara para tomar las fotos el lente se empañaba y no salía nada, al segundo día opte por aclimatar la cámara a la temperatura exterior, funcionó solo que por alguna razón la cámara no enfoco y salieron todas borrosas las fotos, en esa ocasión entre con Mia la Austriaca (así se llama no es que sea mía ja ja). El tercer día fue el bueno, pues arregle los errores anteriores y entonces si pude tomarme unas buenas fotos.

Dicen que practicar el nado en el agua helada mejora las defensas del cuerpo contra gripe y otras enfermedades. ¿Será? 

Hablando de Fotos

Hablando de fotos, todas las noches preparé mi equipo para las auroras boreales pero lamentablemente el cielo siempre estuvo nublado así que nunca aparecieron, solo el tercer día pudimos ver algunas estrellas pero después todo volvió a nublarse, fue una verdadera tragedia que solo me hace pensar que algún día tendré mi revancha.

Motos de Nieve

Al segundo día opte por gastarme unos cuantos euros para manejar una moto de nieve a toda velocidad en la tundra finlandesa, a unos 80 km/h, fue un viaje de casi 3 horas por los alrededores de Korvala en los que subimos a un pequeño cerro donde pudimos ver otro lagos y la gran extensión de bosque, en ese punto el frío era impresionante, los  árboles se encontraban llenos de nieve, y el viento creaba un ventisca que no dejaba ver casi nada. Siempre había visto las motos de nieve en la televisión y la verdad es que manejarlas es toda una aventura.

[ad#ad-2]

Ski

Al segundo día antes de las motos, decidimos usar el equipo de nieve que estaba disponible durante la estancia, esquiar es realmente complicado (cross country), sobretodo cuando no hay nada que te impulse y todo el esfuerzo lo debes hacer tu, me caí muchas veces pero al final logré es un ejercicio fenomenal ahora entiendo porque tratan de imitar los aparatos de ski, es un gran ejercicio impulsarte con los brazos y piernas sobre la nieve que opone poca resistencia por lo tanto es difícil avanzar. 

Lo mejor vino con el Downhill Ski (ski bajando la montaña), que por cierto no estaba incluido, el domingo después del desayuno el viaje continuaba en Pÿha que se pronuncia (piuja) ahí de nuevo me gaste mis euritos para estar todo el día esquiando, claro que estaba el pequeño inconveniente de que no sabía nada de ski. Los austriacos y franceses son unos verdaderos expertos y como no si han esquiado toda la vida, algunos desde los 8 años, así como los holandeses que hasta con su tabla de snowboard llegaron. Y entonces estaba el resto de los que nunca habíamos esquiado preguntándonos que demonios hacer entre ellos: los mexicanos (obviamente), los chinos, coreanos, japoneses, ingleses y alemanes (Darío). Muchos optaron por esperarse a la clase de las dos de la tarde, pero eso implicaba esperar 2 horas haciendo nada y después tener una clase de 1 hora y nada más. Así que opté por la técnica hágalo usted mismo y rente mi equipo de ski. Los zapatos son muy incomodos pues te inmovilizan por completo el tobillo y te mantienen siempre con las rodilla un poco dobladas. Los esquís son pesados yo diría que unos 25 kilos y después vienen los bastones que son de fibra de carbono eso si muy ligeros. Ya con mi equipo solo quedaba saber como utilizarlo, ahí entro en escena Nina, la finlandesa encargada del viaje a Lapland, ella me enseño como frenar y dar las vueltas al ir descendiendo de la colina, estuvimos como 20 minutos en el área para niños tratando de girar y frenar. De pronto ya estábamos a la mitad de la colina, yo por supuesto estaba asustadisimo, las manos y piernitas me temblaban, no es lo mismo estar en la base de la colina que viendo la pendiente desde arriba, estuve a punto de echarme para atrás y seguir practicando en el área de niños, pero entonces de nuevo entraron las finlandesas en escena para decirme que no estaba tan difícil, me arme de valor y me aventé, me habré caído unas 10 veces en esa ocasión pero como el día anterior había hecho el cross country me di cuenta que no eran tan dolorosas las caídas, después de varios intentos e incontables caídas,  casi 1 hora después de rentar el equipo estaba descendiendo la pista de una manera increíble, entonces empece a disfrutarlo y se puso muy divertido, la velocidad es increíble, mis cachetes se congelaban en la bajadas y mi nariz deje de sentirla durante varias horas, así fue una, dos, tres y un montón de veces más. Para cuando el resto de los mexicanos (excepto Laura) estaban en su clase yo descendía la colina con una sonrisa de oreja a oreja, solo para frenar antes de la fila para subir de nuevo. Solo me quedo el reto de probar la altura y dificultad más elevada la cual creo que de forma lógica y sensata no probé y es que la pendiente era muy inclinada y en un día no logré controlar del todo la velocidad de bajada en otras palabras me daba miedo agarrar mucha velocidad y después no saber como reducirla. Tengo que decir que el resto del día, me preguntaron varias veces si realmente no había esquiado antes, los austriacos me dijeron que debería de ir a esquiar allá y que lo había dominado muy bien para haber sido un día, las finlandesas estaban sorprendidas así como muchos otros que de pronto encontraba en la pista y en la cara se les veía la duda de ¿Qué hace este tipo en esta colina? La verdad me sorprendí yo mismo pues al principio me temblaban las piernitas y tenía esa sensación de que saldría en camilla de ahí con una pata rota o con una caída que me haría colgar los esquís además sabía que no había salido nada barato y me daba un coraje enorme pensar que había gastado en algo que no lograría hacer. Al final valió la pena y me dan ganas hacerlo de nuevo.

[ad#ad]

El Santa Claus

Ya casi terminamos, el lunes como estaba previsto fuimos a ver al gordito Santa, como me lo pidió Arantza no le tome fotos no porque no quisiera mas bien porque no te dejan. Así que tuve que comprar la foto de 6 euros tamaño postal, si 6 euros una postal. Los souvenirs son bastante caros y no compre nada ya que el tiempo era bastante limitado así que me dedique a comprar postales y no más a mirar. No hablo más de Santa Claus y todo el complejo del círculo polar árctico porque hay niños que leen este espacio, solo diré que los duendes que ayudan a Santa Claus son de ojo azul y de muy buen ver, la casa de Santa es maravillosa y no se lo digan a nadie pero vi donde reciben todas las cartas de Santa, solo días antes de la navidad anterior llegaron 900,000 cartas, pobres duendes, tienen que trabajar mucho. 

El regreso y cierre

Después del gordito, esperamos unas cuantas horas por nuestro tren a Helsinki, ahí hubo un enroque en la alineación del tren así que pase a la cabina de las finlandesas, que digamos que empiezo a conocer mejor. El viaje fue rápido como todos los retornos, apenas me dio tiempo de ordenar las ideas para la entrada del blog y por supuesto para la tarea de hoy. Lapland es uno de esos lugares donde los extremos se conjugan para crear belleza inigualable, se puede percibir que se esta llegando a los limites del mundo con solo ver los paisajes nevados. Morada de Santa Claus y una legión inmensa de Renos. Un lugar que merece una segunda visita a profundidad. Será para otra ocasión, ¿Quién se anima? Por cierto que experimenté una rara sensación al bajar del tren y llegar al departamento me sentí como llegando a mi casa después de un largo viaje, una sensación que nunca había experimentado en Finlandia. 

Como ya es costumbre los dejo con una canción que aquí tocan siempre, creo que la he escuchado al menos 2 veces en cada fiesta. 

[audio:http://www.sajornet.com/wp-content/uploads/2009/02/ace1.mp3]

Mis Fotos

[nggallery id=32]

Otras fotos (no mías) 

[nggallery id=34]

Helsinki Bajo Cero

img_4437.jpg

Una vez más amaneció soleado, ya van varios días que el termómetro desciende cerca de los -8 o -10 grados y como no había planes decidí salir por mi cuenta a turistear en la ciudad. Fue como uno de esos primero días de enero en donde salía a ver que encontraba, los días eran muy distintos y por lo general siempre estaba nublado. Esta ocasión tuve la idea de bordear los lagos y llegar hasta el mar pare después pasar un rato al mercado, el único lugar que realmente huele a mercado de esta ciudad.

No se dejen engañar por el cielo azul y el resplandor del sol, en realidad hace mucho frío más de lo habitual diría yo. Disfruten las fotos tanto como yo disfruté tomarlas, si ya se que hay una mancha en las fotos, me estoy volviendo loco tratando de quitarla, parece ser el sensor, pues aparece en el mismo lugar con diferentes lentes. 🙁

[ad#ad-2]

Bueno regresemos a las fotos, me concentré en los lagos congelados, el mar y los barcos varados, así como uno que otro edifico de la ciudad. Hay una foto de una bicicleta a ver si encuentran que le falta, no pude tomar muchas fotos del mercado aqui también se ponen roñosos por tomarle fotos al puesto.

[nggallery id=31]

Fazer

img_4354.jpg

Como ya se los venía anunciando, el día de hoy fue la visita a Fazer que se pronuncia Fatzer, antes de platicarles de la visita es justo y necesario una pequeña introducción a las empresas locales.

Las empresas en Finlandia se dividen básicamente entre:

  • Las poderosas pero locales.
  • Las grandes y multinacionales.

Dentro del segundo grupo se encuentra Nokia y Fiskars que seguramente conocen aunque si les preguntara ¿Qué otra empresa finlandesa pueden nombrar? probablemente no sepan de ninguna otra lo cual es bastante natural ya que básicamente no existen más compañías con presencia internacional, no quiere decir que el resto de las empresas finlandesas solo tenga operaciones en su propio patio sino que se mueven en un entorno muy local, el área del báltico, el Este de Europa y algunas han incursionado en Rusia.

Poderosas pero locales es un término que se usa a veces en los negocios al tratar de emular una Guerrilla en otras palabras aunque seas muy pequeño comparado con el enemigo debes de ser el mejor de tu barrio. Algo al estilo de las “Perlas de la Cantera” aquel gran equipo de fútbol totalmente desconocido en México pero con amplia presencia y hasta respeto en Lomas de Padierna y la verdad es que estas empresas finlandesas tienen cubiertos todos los flancos, pues para casi todo hay una copia finlandesa de muy buena calidad. En las hamburguesas esta Hesburger que tiene un restaurante enfrente de cada McDonalds, en los Hoteles esta la cadena Sokos que simplemente ha llenado el país con sus hoteles, la lista, sigue desde líneas aéreas, cerraduras, elevadores, armamento militar, navieras y por supuesto chocolates, tema que nos ocupa el día de hoy.

Fazer hace unos chocolates bastante buenos, que exporta a 8 países vecinos, en ningún otro país es tan poderoso como en Finlandia y al parecer es un verdadero icono de la cultura finlandesa pues afirman que el chocolate de envoltura azul de Fazer es el único chocolate que se puede vender en el país con ese color. Además de que si de chocolates se trata los finlandeses inmediatamente recuerdan aquella barra. Es de las pocas empresas que elaboran el chocolate con leche recién ordeñada por lo demás todo viene de fuera como el cacao que viene de Ecuador, en realidad es un viaje enorme en barco así que ya se imaginarán que compran cacao en grande. Dicen fabricar 100 toneladas de chocolate diario además de que le entran al negocio de la confitería un poco parecido a Bimbo.

La fábrica hoy estaba detenida, todo un complejo de 124 campos de fútbol parado por vacaciones, algo que ni siquiera los mismo finlandeses se creyeron parece que la recesión también esta tocando aguas nórdicas y de vez en cuando han empezado a parar la maquina de hacer chocolate, lo único que no se ha detenido el es el aroma que inunda toda la fabrica, al más puro estilo de Willy Wonka y la Fábrica de Chocolate esta adornada por todas partes con envolturas de sus marcas, sí como lo prometieron tienen la política de dejarte comer todo el chocolate que puedas, claro no te lo puedes llevar pero puedes comer de todas las variedades, ¡Es una locura! yo me alcancé a comer 4 barras y cachitos de casi todos los sabores y combinaciones, sobra decir que al final terminas con un empalagamiento terrible me sentía como el gordito de la película de Matilda que tiene que comerse el pastel de chocolate.

Los chocolates, sin saber que visitaríamos la fábrica ya los había comprado lo que me permitió a la hora de estar en la tienda saber más o menos los precios que la verdad estaban de locura, al final gaste € 6 algo así como $ 120 pesos con lo que tengo suficiente chocolate como para 2 meses. Al final nos dieron más chocolate en las clásicas muestras que te dan a la salida de todas las fábricas. Hoy fue un día muy chocolatoso… tanto que no quiero comer uno más.

Si el chocolate técnicamente vino de México y de los Mayas. ¿Por qué no tenemos ninguna empresa mundialmente reconocida de chocolate? Esto dará pie a mi próxima entrada, mitos y datos curiosos de México en el extranjero.

[nggallery id=30]
[ad#ad]

Espoo

No había realmente planes para el día de hoy aunque de último momento a las chicas se les ocurrió ir a Espoo que es una ciudad satélite a Helsinki, el tren costó €4 y en el camino pudimos apreciar lo que yo llamaría los verdaderos paisajes de Finlandia, zonas boscosas por todos lados con casitas regadas cada 2 o 3 kilómetros, cabañitas como en los cuentos y praderas infinitas de nieve.
Al final resultó que el plan no era ir a la ciudad de Espoo sino a un lago congelado al estilo de Kulosaari en Helsinki solo que en este si se encontraba todo listo para esquiar y hasta patinar en el lago. Claro que nosotros no lo hicimos pues ahí simplemente se trata de llegar con tu propio equipo.
Creo que es la primera vez que siento tanto frío en Finlandia, había unos -5 grados en el termómetro lo cual no es mucho para los estándares de aquí, pero al estar en un terreno tan abierto el viento corría bastante fuerte y como yo esperaba ir a la ciudad, no me llevé las botas así que sentía los dedos de los pies helados dolían al caminar y en realidad sentía que se me estaban congelando (más bien no los sentía) a través de los guantes podía sentir el frío. Después descubrí que también los tenía gélidos. El cuerpo lo tenía bien cubierto ya que por suerte me llevé mi súper chamarra pero esto me hizo pensar que Lapland será toda una prueba de resistencia, al menos comprobé lo que ya sospechaba, el viento es un factor muy importante cuando de frío se trata.

Ya vi como aplican eso de meterse al agua helada, hay que estar un rato en el sauna y luego meterse al agua, me di cuenta que es una verdadera hazaña hacer eso. Además encontré un bote, que creo el Choche nos podría decir de que es.

Vengo saliendo de darme un baño obviamente con agua caliente, mis deditos siguen ahí ahora tengo mucha hambre… asaltemos el refri a ver que hay.

[nggallery id=29]
[ad#ad]

24 horas al día quiero vivir…

 

n556281690_1918592_9089.jpg

Hay un montón de cosas que platicarles así que empecemos ya.

El miércoles fuimos a Heureka, si con H, es un museo al estilo Universum con un poco de Papalote Museo del Niño. La cita era a las 11:30 en la estación del tren de “Tikkurila” que está a 30 minutos de distancia en tren (lo cual es bastante) y ya no forma parte de Helsinki. Esa mañana amaneció frío como ya les había platicado brevemente, en la entrada del museo estaba el río que vieron en la nota anterior que empezaba a congelarse así como yo cuando me enteré que el acceso costaba €10.50 ya con el descuento de estudiante. Ya estaba ahí y no había marcha atrás, realmente pensé en regresarme. 

Al final valió la pena quedarme, bueno casi, el museo esta divido entre la sección infantil y una sección un poco más moderna y de paso más interesante, además de contar con una exposición temporal de la Formula 1, el atractivo más “especial” era el basketball de ratones que supuestamente estaban súper amaestrados, la verdad es que resultó ser un verdadero fraude ya que la mayoría de los jugadores rata simplemente se escapaban con el balón y no dejaban jugar. Había por supuesto algunos módulos muy interesantes pero nada fuera de serie. Lo mejor vino con la sección de tecnología ahí si aparecieron algunas actividades bastante buenas que usaban todo el potencial de la tecnología, desde juegos controlados por el cuerpo, pantallas verdes que te ubicaban en un estadio de fútbol, lectores del ritmo cardíaco a través de juegos, pantallas térmicas entre otras cosas, al final éramos los únicos “grandotes” con un montón de niñitos esperando usar también los juegos, uno de los mejores fue una bicicleta montada sobre un cable de acero que podías cruzar a libertad cual equilibrista de circo. 

Por la noche,

Fuimos al único Bar que realmente me ha latido de Helsinki, los demás son “antros” que también están padres pero cuando simplemente se trata de bares realmente no son tan divertidos, solo sentarte a tomar (bueno si es que te atreves a pagar cervezas de €6), se llama Molly Malone y como casi todos los bares esta a tiro de piedra del Centro de la Ciudad, eso si no es nada barato pero como yo ya me acostumbre a solo pagar mis €2 por entrar y dejar tu chamarra en el guardarropa y después no tomar nada pues estuvo padre y barato.  Había una banda de rock que sonaba muy bien, una pequeña pista de baile y gabinetes de madera con una aire de mucha privacidad por todo el bar, que al final resultó ser bastante grande con un estilo de taberna como de el señor de los anillos. Les prometo fotos para la próxima pues como siempre a este tipo de lugares no me llevo mi cámara. 

Por cierto que conocí a una chica de Eslovaquia, (si yo también cheque el mapa) que había vivido en E.U.A. y tenía una idea de los mexicanos de esas que no puedes decir que no pero que hasta te da pena saber que los tuyos hagan cosas así. Resulta que festejando su cumpleaños en Michigan organizó una pequeña cena con los amigos, se le ocurrió invitar a un mexicanos y entonces el caos comenzó. No llegó 1 sino 26, si 26, mexicanos a la fiesta, con 5 botellas de tequila, música que ella mismo nos interpretó “más quiero quiero más” la pobre salió corriendo a comprar más cosas pues aunque donde come uno comen dos no aplica para 26. Al final lo mejor que pude decir es pues si eso ocurre con los mexicanos a veces. me siguió contando las aventuras con los mexicanos y lo mejor que pude decir es “creo que ahora que conozcas a los mexicanos de acá (los que estamos en Finlandia) te darás cuenta que quizás seamos muy distintos a tus amigos mexicanos de E.U.A.”, Mariana estuvo de acuerdo con eso, pero ¿Será cierto?

[ad#ad-2]

México – E.U.A.

Salimos de Molly Malone como a eso de las 1:30 para tomar el último tren, el de las 1:38, en cuanto llegue a mi departamento me conecté para ver el partido, fue una sincronización perfecta, por cierto que en el bar tenían también unas pantallas con los partidos de España – Inglaterra y Francia – Argentina. Resulta que aquí si hay verdadera señal digital que con los ajustes y conexiones necesarios hace que ver el fútbol en estas tierras sea un deleite, los partidos se ven como las grabaciones de alta calidad que tienen en Liverpool o Palacio de Hierro pero que jamás logras en tu casa después de que compras la tele. La razón es que en México no se transmite en HD, la verdad es que nunca había visto un partido de fútbol con tanta calidad se ve increíble. 

En cambio el partido de México lo vi por Internet en ultra baja definición con un juego que parecía más de “El llano” que de selecciones nacionales, con viento y lluvia, cancha mojada y un juego lleno de faltas por todos lados. No voy a comentar el partido porque para eso están los “inteligentísimos” comentaristas de deportes simplemente diré que me acosté aquel día como a las 4:30 de la mañana con la sangre hirviéndome por dentro por haber perdido. Al final los gringos ni siquiera jugaron bien pero parece que por decreto y de pura suerte tienen que ganar. Y lo de Rafa ni se diga, al final lo comprendo, el pobre ya tiene una colección de tarjetas rojas contra los gringos que definitivamente parece que no le caen nada bien al menos le hubiera roto la pata o algo. En fin nos veremos en el Azteca. 

Y llego el Jueves,

El día más pesado con 3 clases, lo bueno es que gracias a mi muy bondadoso horario, entró a las 12 del día así que tuve chance de dormir un poco, lo suficiente para llegar corriendo antes de la clase a imprimir unos mapas de México que nos encargaron. A la hora de la comida desquite mi enojo (del partido) con un platote enorme de comida (acuérdense que aquí tu te sirves y como buen Azteca me serví lo más que cupo en el plato) por la noche sería la fiesta de San Valentín pero todavía había que chutarse la clase de las 5:40. En la clase de “Intercultural Business Communication” hace una semana todos tuvimos que presentar un objeto de tu país, al principio iba a presentar el balero pero resulta ser que no es mexicano como tampoco lo es el yoyo y el trompo, terminé presentando los alebrijes que creo les agradó, una chica rusa Daría Chakraborty presentó un libro como “objeto del país” resultó ser un libro llamado “Master and Margarita” o El Maestro y Margarita” según ella es un libro que prácticamente todo ruso ha leído alguna vez en su vida y que define muy bien la identidad rusa. Como si leyera mucho fui el único que preguntó el nombre completo del libro, el jueves me llevó el libro en español para que lo leyera (que bueno onda no?) como ella vivió un tiempo en España lo tenía en español, eso me pasa por preguntón, esta grande son 600 hojas de letrita chiquita le voy a echar ganas. Es El Maestro y Margarita de Mijaíl Bulgákov.

Para cuando dieron las 10:00 de la noche yo no sabía si tirarme a dormir o ir a la fiesta, al final decidí ir, no estuvo nada mal fue en el Armas el segundo antro que conocí y como oficialmente ahorita estamos en “Winter Break” no habrá clases en un semana así que aproveche para prolongar un poco la hora de partida y conocer el camino de vuelta a pie. Entre semana no hay trenes nocturnos así que te tienes que regresar a la 1:35 como máximo, al final salí a las 3 de la mañana, caminé con 2 italianos y 1 español 50 minutos hasta Pasila (donde vivo) el camino esta padre creo que regresaré a tomar algunas fotos. 

Ya casi termino

Ahora si “me la prolongué” pero es que había mucho que contarles. Les prometí contarles acerca del hielo en las calles, en la mayoría de los países que sufren con la nieve y el frío rocían sal en las ciudades para que la nieve se derrita rápidamente, este no es el caso de Finlandia ya que arrojar sal a las calles es muy malo para el medio ambiente pues “sala” los mantos acuíferos, además de que le da en la torre a las plantas y un montón de cosas más. Así que ellos simplemente arrojan “piedritas” por todos lados como para que sea menos resbaloso caminar. Táctica que la verdad no funciona, la cosa va más o menos así:

Imaginen las calles limpias sin hielo ni nada, entonces empieza a nevar muy fuerte los niños salen a las calles y todo es felicidad, cuando sales la ciudad es blanca, la nieve es suave y ligera apenas como un polvito que te invita a hacer bolitas y tirarte al suelo a hacer “angelitos” cada que pisas la nieve se escucha como esta se compacta con tu peso, crack crack, si al otro día empieza a hacer más frío la nieve se congela pero al final solo se trata de nieve dura, el problema viene con la nieve compactada que se convierte en hielo sólido sobre las calles, hacer bolitas ya no es tan padre porque se vuelve difícil arrancar un poco de nieve congelada, se forma una capa de hielo como de 2 cm sobre las banquetas. Pueden ocurrir dos cosas, que suba la temperatura y entonces la ciudad se llene de charcos o que siga haciendo frío y el hielo permanezca, claro que siempre puede nevar más y aumentar la capa de hielo. El gran problema viene cuando se combina la opción uno con la dos, es decir que un día suba la temperatura se hagan charcos y después haga mucho frío porque entonces esa agua se vuelve a congelar pero esta vez queda lisa y ultra resbalosa. Y eso es justo lo que sucedió, las calles se convirtieron en pistas de hielo muy peligrosas en donde ver personas caerse es muy común. Dan ganas de andar con spikes en plena ciudad, o destripar una llanta con clavos para hacerle unos arreglitos a tus botas. 

Es viernes, es momento de separar ropa para lavar, poner en orden el cuarto, ¡mira se acaba de cruzar otro conejo! ¿Les dije que hay conejos por toda la ciudad? de esos grandotes como los que el “survivor man” anda atrapando en su programa. Creo que si me quedo pobre cazaré conejos por la ciudad. Tan grandotes y se ven sabrosos.

Eso es toootodo amigos. Los dejo con una canción que queda con el título es 24 Horas de Café Tacuba (de quién más)

[audio:http://www.sajornet.com/wp-content/uploads/2009/02/24horas.mp3]

[nggallery id=28]

La agenda de trabajo:

img_4003.jpg

Yo creo que nunca en su vida se habían tomado una foto con la bandera mexicana en una fiesta, pero aquí ya abrazan a la bandera cual si fuera el Sudario de Turín, eso si la de Finlandia ya aparece así como para darle un poco de aire internacional al asunto. Una disculpa a todos los nativos, ya nos dimos cuenta que la bandera finlandesa esta al revés. Sí esa es mi bandera, la que compré atrás de Palacio Nacional.

Como esta semana será el Día Internacional del Amor y la Amistad por supuesto que aquí también festejan, así que habrá fiesta y esta vara solo €2.5 es en el Armas el segundo antro que conocí en Helsinki, no esta muy padre pero es barato no te puedes quejar. Les dejo una lista de actividades que tentativamente haré:

  • ***HEUREKA*** 11 de febrero, es el papalote museo del niño y universum de los finlandeses dicen que está padre, lo más ingenioso dicen que son unas ratas amaestradas que juegan basketball, veamos que tan buenas son. 
  • Kanto Speed “Dating” 12 de febrero, una mini fiesta muy buena “dicen” que organizan previo a la fiesta del 14 de febrero, excelente lugar para invitar a alguna chica a salir. 
  • Valentine’s Day Party 12  de febrero, en el Armas.
  • Fazer Chocolate Factory 16 de febrero, visita a la fábrica de chocolate de la marca Fazer, creo que no es muy conocida aunque tengo la impresión de ya haberla visto antes. Es la marca favorita de los finlandeses pues es un empresa local y la verdad el chocolate está muy bueno. Supuestamente nos dejarán comer todo el chocolate que queramos en la fábrica y después habrá una tienda a precios muy bajos. 
  • Linnanmäki Ice Pearl Winter Fest 17 de febrero, salida a uno de los parques de diversiones locales que se montan esta temporada. 
  • Lapland 19 de febrero, creo que no hace falta decir nada más. 
  • Shrove Tuesday- Laskiaistiistai 24 de febrero, se acuerdan del reto Red Bull en donde tenías que hacer tu propio avión y tirarte en Cuemanco, bueno es algo parecido solo que aquí tienes que hacer tu trineo y tirarte de una colina en grupo, puede ser casi lo que sea el chiste es resbalar sobre la nieve. 
  • Stockholm 5 de marzo, no se diga más y vamos a Estocolmo más adelante les platicaré como estará este asuntito. 
  • Salpausselkä Ski Games 7 de marzo, se acuerdan de las Olimpiadas de Invierno en donde salen unos sujetos esquiando sobre una rampa enorme donde al final saltan kilómetros o bueno eso parece en la tele. Pues habrá una pequeña chance de ir a uno de estos eventos. 

Por si algo faltara, esta noche me desvelaré un poco para ver el partido de México es a las 2 de la mañana de aquí y mi playera esta olorosa pues jugué fútbol. ¡No importa aún así me la pondré! Vamos México!!!

[ad#ad]